LA COLUMNA: del género de la opinión

Es la más sabrosa y la más difícil de las modalidades del género de la opinión. Requiere una gran concentración de energías y de recursos. Pensemos en estas recomendaciones y lo que hemos hecho en clase para hacer una reflexión más detenida de este tema.

  1. ¿QUÉ ES UNA COLUMNA?

La columna de opinión es un artículo fácilmente identificable dentro de un medio escrito dado que tiene ciertas características definidas.

Este es un espacio, por lo general discreto, para que un periodista o persona seleccionada por un medio ofrezca su opinión personal sobre algún tema en particular, el cual no necesariamente tiene que estar asociado a un hecho de actualidad. En este caso, se cambia el concepto de interés general por interesante.

Uno de los objetivos que persigue este tipo de artículos es entregar al lector un momento más recreativo que informativo, dándole al periodista la libertad de pasearse entre la literatura y el periodismo.

En los periódicos y las revistas más comprometidos con la cultura, es usual que la columna quede a medio camino entre el ensayo y el llamado artículo de fondo.

Las temáticas de las columnas son muy variadas ya que no existen límites estrictos. La idea es que presenten un tema (preferiblemente) o varios, desde asuntos que pueden abordarse con absoluta seriedad hasta situaciones cotidianas sobre modas, política, economía, sociedad, deporte, música, cine, letras, humor, entre otros.

  1. ¿CÓMO SE REDACTA UNA COLUMNA?

La columna de opinión tiene una gran libertad para ser redactada. Tiene pocas exigencias, dado que depende mucho del estilo del propio columnista. Pero se espera que la redacción sea ágil, clara y con cierta belleza, de manera que logre captar el interés del público.

A diferencia de la noticia y el editorial que se escriben en tercera persona, la columna se redacta en primera persona, dado que el autor debe hacerse cargo de cada una de las apreciaciones que se vierten, y se le permiten frases como: yo creo, mis ideas, he estado pensando, etc.

Desde el punto de vista del lenguaje, el columnista tiene un mayor margen para expresarse, usando palabras de tipo coloquial, pero siempre en un tono coherente.

Existen ciertos parámetros que pueden ayudar a hacer más atractiva la columna:

– Hacer pensar. El lector al mismo tiempo que se entretiene puede también reflexionar o informarse.
– Lenguaje vivaz… que exista la oportunidad de gozarse el texto. (vivaz = agudo, de pronta comprensión e ingenio, según el dicconaro de la RAE).
– Escoger temas relevantes. Si se trata de un tema ya conocido la columna tendrá mejor acogida, pero el columnista debe acercarse al tema desde un nuevo enfoque. También el autor puede “levantar” un tema desconocido pero que es tan novedoso e interesante que despierta la atracción en el lector.
– Utilizar un poco de humor. Si se aplica el humor en temas de cualquier índole y el lector se ríe, generará expectación de parte de ellos a sus próximas columnas. El humor debe ser sutil, y sobre la base de eventos o situaciones compartidas y conocidas por el público.
– Usar un tono personal. El estilo de la columna debe cultivar un tono familiar, generar la complicidad con el lector, como si se estuviese dirigiendo a un grupo de amigos.

  1. ESTRUCTURA

La columna se desarrolla con bastante libertad en cuanto a su estructura. Es importante partir de un hecho que llama la atención del columnista, de acuerdo a la especialidad de la columna, y sobre la cual se tiene suficientes antecedentes que le permite desarrollar una opinión al respecto.

Un modelo básico sería el siguiente:

– Presentación del tema. Una introducción sobre lo que se va a hablar.
– Opinión u apreciación sobre el tema. Se informa y analiza en forma breve y mediante un lenguaje más abierto a la libertad expresiva, apoyándose en argumentos de peso

-Cierre. Es importante rematar de una manera entretenida o con una buena conclusión que deje al lector satisfecho o intrigado.

Además, es importante que la columna lleve el nombre del autor.

  1. CRITERIOS DE EVALUACIÓN

Estructura periodística del texto
¿Corresponde al formato de una columna de opinión?
¿El título tiene relación con el tema que plantea?
¿Está escrita en primera persona?
¿Queda claro el tema que quiere plantear?
¿Hay equilibrio entre los datos que se entregan y la opinión que se da?

Redacción del texto
¿El texto está escrito sin faltas de ortografía?
¿El texto está bien redactado?
¿El texto usa un lenguaje formal?
¿Cuál es el tono de los comentarios… se justifica?

Formato del artículo
¿Lleva la firma del autor?
¿La foto es del autor de la columna?
¿Es periódica?

VER ESTA COLUMNA MODELO
El valor del silencio – por Rubén Ríos

Adaptado por Luis Fernando Coss Phd / octubre de 2015
FUENTE: EDUCARCHILE
http://www.educarchile.cl/ech/pro/app/detalle?ID=210273
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s